Category: Time

CRONOS VS. KAYROS

Este post es muy importante, revisa como saber que cuando se usa “kairos” la interpretación del versículo se ve enriquecida en gran manera, y como también, cambia nuestra perspectiva de la vida, la cual no consiste en la duración del tiempo que vivamos (cronos), sino en los momentos particulares altamente significativos (kairos).

Lee los versículos y repasa las definiciones.

CRONOSvsKAIROS

La vida transcurre en el cronos, pero está hecha de kairos.

EL TIEMPO AVANZA SIN IMPORTAR SI TU NO AVANZAS

He escuchado a personas que siguen hablando de su pasado como lo mejor que le ha pasado en la vida, siguen viviendo en su pasado, añorando esos momentos que nunca volverán, odiando a personas que ni ya existen porque esas personas cambiaron, maduraron y ya no son aquellos que conocieron, siguen estancados en una burbuja del espacio y del tiempo donde todo sigue igual.  Si pasa eso contigo, mi consejo es “pincha esa burbuja”, que explote, que desaparezca, que perdones, que madures, que avances con la expectativa de que nada que haya pasado en el pasado es tan bueno como lo que te pasará hoy y en el futuro.

Si no avanzamos así, de pronto, cosa que tratamos de evitar en nuestros pensamientos, estaremos viejos, llenos de arrugas, un poco encorvados por el peso del cuerpo que ya no podemos llevar como antes, con menos pelo, algunas manchas, usando lentes o tratando de esforzar con el ceño fruncido nuestro enfoque para ver lo que antes veíamos sin esfuerzo alguno, y con dificultad para caminar y menos subir gradas, y eso, amigos y amigas, es la verdad, la horrible verdad, hasta que muramos, porque te vas a morir.

Pero si me voy a morir, quiero morirme habiendo vivido con expectativa, habiendo intentado cosas grandes, soñando con lo que nunca se había hecho, buscando hacer el bien a los demás, gozándome y a la vez resistiéndome a la mediocridad, y buscando dejar una buena herencia a mi familia y a todos los que me rodean.  Si voy a morir, así quiero vivir.  Pero no vale la pena saber que voy a morir y vivir atrapado por el pasado odiando, resintiendo, y completamente inmaduro, improductivo, amargado, herido, e inútil.

Sobre tu pasado, si no se puede arreglar, entiérralo, no lo resucites.  Sobre tu pasado, si lo puedes arreglar, no dudes en hacerlo, te aseguro que hacerlo es como vivir al máximo, y te sentirás libre como ave que estuvo enjaulada por mucho tiempo.  Sobre tu presente, trabaja, esfuérzate, planea, realiza, júntate con gente parecida, y aléjate de los que sangran sus críticas y penas por lo que les pasó.  Sobre tu futuro, desde ya gózate, que vas para allá.

No podemos seguir desaprovechando el tiempo como si fuéramos inmunes a su avance.  Solo tienes que ver una foto tuya de hoy, y otra de hace diez años.  Y mientras más avanza la edad, más notoria será la diferencia entre una y otra.  Y no hay nada, ni cirugía, ni ejercicio, ni fuente de la juventud que detenga el tiempo, nada lo hará.  Aunque si recomiendo todo lo que puedas por mantenerte lo más fuerte y hermoso, pero por razones más elevadas que la vanidad.

Y no creas que el tiempo está a tu favor, está en contra, es como una corriente impetuosa de una río que corre hacia abajo y tu vas hacia arriba.  Es tiempo de actuar.  El tiempo avanza sin importar si tu avanzas.  No lo ignores más.  Al final del camino debemos terminar satisfechos, y eso empieza desde ya.  Dios tiene un plan maravilloso para nuestra vida, y su deseo es que lo disfrutemos totalmente.

DALE UN GOLPE MORTAL AL EGO

Hace unos días tuve una experiencia muy agradable con unos amigos.  Pero con los mismos amigos tuve una experiencia desagradable hace un poco más de un año.  Siendo del mismo grupo ellos se retiraron porque algo les pasó con otro miembro del grupo, y yo entendí sus razones para retirarse, lo cual no significa que estaba feliz, realmente me lamenté por su retiro, y aunque sus hijas seguían en el grupo, cada vez que las miraba me acordaba de ellos, y como mensajeras, sus hijas les llevaban mis saludos.

La experiencia agradable que les cuento es que decidieron reintegrarse al grupo y seguir con nosotros.  Hablamos, no del pasado, sino del presente y del futuro, con el deseo de volver a trabajar juntos y disfrutar todo lo bueno que viene.

He visto muchas relaciones interpersonales rotas, más de las que quisiera recordar, y aunque pueden darse razones correctas que pudieron llevar a la ruptura, sea de un matrimonio, una amistad, una familia, o cualquiera que sea, yo creo en que en la mayoría de los casos es posible volver a restaurar esa relación.  Si tan solo no nos aferráramos tanto al pasado, a los dolores que sufrimos, a las decepciones que experimentamos, las injusticias que soportamos, las humillaciones que vivimos, y a la venganza que anidamos, podríamos salvar esas relaciones para disfrutar lo que tuvimos y hacerlo mejor a partir de ahora.  Claro, para esto es necesario una cosa: darle un golpe de estado, y mortal al ego.

Vi el video que pongo en seguida hace unos días, y me hizo recordar que no podemos devolver el tiempo, pero si podemos devolver las actitudes, y cuando devolvemos las actitudes, parece que devolvemos el tiempo porque volvemos a disfrutar con aquellas personas con las que hicimos buenas y grandes cosas.

Te animo a reconstruir relaciones.  Lo único que no se devuelve son los ríos.  Si te buscan abre la puerta de la oportunidad, y si das el paso para buscar, mejor aún.

VIVE SENCILLAMENTE SENCILLO

Muchos pueden vivir en forma complicada porque sencillamente no viven sencillo.  Este pensamiento lo tuve cuando minutos después de despegar mi vuelo a Miami, USA, comencé a completar mi fórmula de visa de entrada, y mi fórmula de aduana.  Tomé mi lapicero, desplegué mi mesa del asiento, leí lo que me pedían que completara, tomé mi pasaporte, y comencé a completar cada espacio.  Fueron unos cinco minutos o más, y listo, todo con buena letra.

¿Qué hubiera pasado si no hago mi tarea de completar mis debidas fórmulas?

Imagínense que llegue al puesto del oficial de migración sin llenar las fórmulas.  Me devuelven para que lo haga.  Con las filas que se hacen para entrar a Estados Unidos, tendría una gran demora.  ¿Y qué tal si mi destino no fuera ese puerto de entrada?  Perdería el vuelo, con ello, por nuevas leyes, mi tiquete de cientos de dólares.  ¿Y si no tuviera dinero en efectivo para comprar otro?  Bueno, llamaría a alguien que me hiciera una transferencia a mi tarjeta.  Ahhhh, pero por las carreras de ir a llenar las fórmulas, se me perdió el celular.  Pero de todas formas mi celular, por no prever, no tiene “roaming” internacional, y no funciona.  Pero bueno, ahora era entrar, y luego a ver qué.

Bueno, de alguna manera, por fin ingresé al país, pero cuando llegué frustrado por mi equipaje, el único que quedaba por tanto tiempo en carreras era el mío, pero me di cuenta de que no era el mío, era similar, pero alguien se había llevado el mío.  Mis notas de las conferencias iban ahí, mis trajes iban ahí, mis libros, mis zapatos, mis objetos personales, todo… se fue a otro destino.  Y cuando abrí la maleta que se parecía a la mía, en busca de algo que me sirviera como compensación, me di cuenta de que seguro era de alguna pervertida sexual porque iban cosas muy extrañas en esa maleta.  ¡Dios!  ¡Todo se me complicó!

¿Y la razón?  No haber vivido sencillamente sencillo.

LOS MEJORES TRABAJAN CON LOS MEJORES

Cuando violamos este principio, tenemos problemas, perdemos demasiado tiempo, tanto que a veces tenemos que empezar de nuevo, desde cero, para volver a edificar lo que fue destruido.  Este principio lo han descubierto los que se han vuelto mejores, y saben que si no se rodean de gente como ellos, es decir, los mejores, nunca llegarán a explotar a los niveles que desean, porque los mejores te harán flotar y elevarse, pero los peores te harán bajar y hundirse.

Los mejores necesitan a los mejores, porque los mejores:

  1. Los mejores tienen motivación propia.
    No hay que perder tiempo tratando de motivarlos, y menos frustrándose uno mismo tratando de hacer que ellos hagan las cosas.  Todo lo contrario, ellos hasta se vuelven como combustible para el “mejor” con quien trabajan.
  2. Los mejores ven adelante.
    Los mejores no ven atrás, ven adelante.  Están desarrollando la función en su lugar actual, de la manera actual, pero ya están viendo lo que se necesita para hacer las cosas cuando sean más grandes, para cuando se expandan.  Es como si ellos estuvieran siempre subiendo gradas, ven la que siguen.  No están conformes donde están, siempre ven como mejorar las cosas.
  3. Los mejores hacen de la excelencia su marca.
    Los mejores hacen lo que hacen con la marca de la excelencia bien sellada en la superficie de todo lo que tocan.  Lo que tocan brilla.  Lo que tocan se vuelve hermoso.  Lo que tocan huele a buena calidad.  Hay gente que lo que toca lo destruye, lo echa a perder, lo ensucia, lo degrada, lo mancha, lo aniquila, lo afea.
  4. Los mejores conocen.
    Cuando “el mejor” trabaja con “los mejores”, lo mejores saben de lo que está hablando su líder, porque ellos conocen, y no solo conocen la materia que domina “el mejor”, hasta aportan par que las cosas sigan creciendo.
  5. Los mejores tienen el mismo espíritu.
    Es decir, tienen una conexión especial con la cabeza de la organización, de la oficina, o del proyecto.  Han llegado a pensar de la misma forma, de soñar los mismos sueños, de aspirar a lo mismo, a hablar de la misma manera un lenguaje que para otros hay que traducirles para que entiendan.

Este principio es un principio bíblico.  Una cosa es que Dios escoge hasta lo vil para usarlo, y otra es que Dios usa a lo mejor.  Es verdad que Él escoge lo vil, pero no usa lo vil, lo santifica, lo llena de su sabiduría, lo capacita, lo bendice, lo fortalece, y lo unge, es decir, lo vuelve “lo mejor” a partir de lo vil.  Ya Saulo había dado muestras de un ímpetu fuera de lo común cuando el Señor lo tomó y lo convirtió en el apóstol Pablo.  No usó a Saulo, lo hizo un Pablo.  Y el Señor, “el mejor” trabajó con “los mejores”, y producto de eso tenemos esos escritos extraordinarios de Pablo.

¡Vuélvete de “los mejores”!

¿QUIEN MANEJA TU TIEMPO?

El tiempo lo manejas tu o de lo contrario lo manejarán las circunstancias o los demás.  Todos sabemos lo valioso del tiempo.  Y aunque nosotros estamos vivos, podemos vivir con el tiempo muerto, porque realmente nada pasa en nuestras vidas producto de no aprovechar el tiempo.  Por ejemplo, todo un año pudimos pasarlo sin lograr nada, cuando perfectamente pudimos terminar una carrera universitaria, aprender un oficio, escribir un libro, aprender un idioma, leer varios libros, empezar una empresa, invertir un dinero, hacer un disco de varias canciones, abrir una célula (similar a un grupo de estudio bíblico para formar discípulos), ascender en el trabajo producto de un buen desempeño, crecer espiritualmente, etc., etc.

Cuando no controlamos el tiempo para hacer las cosas a su debido tiempo, luego se crean circunstancias que nos demandarán más tiempo para resolver lo que  no hicimos.  Por ejemplo, si no pagas la electricidad, la compañía que te ofrece el servicio lo suspende.  Eso te obliga a moverte para resolver el problema, y ahora estás controlado por las circunstancias, y te toma más tiempo y dinero del que se necesitaba originalmente si hubieras manejado las cosas en el tiempo correcto.

Y probablemente hay otra cosa que maneja mucho más nuestro tiempo, y son los demás.  Recuerdo una vez que vino alguien a mi oficina y me dijo:  “vine a visitarlo porque no tenía nada que hacer”.  Lo más educadamente posible, controlando mi molestía, le hice ver que aunqeu él no tenía nada que hacer, yo sí.  Y en unos pocos minutos se marchó.

Este post de hoy nació cuando entró una llamada al celular de una colaboradora mía, ella atendió y me dijo: “es tal persona, quiere hablar con usted”.  En ese preciso momento estaba empezando a almorzar, por lo que le dije: “dile que me llame en unos minutos”.  Aproveché para decirle a mi colaboradora que yo manejaba mi tiempo, y era mi tiempo de almorzar.  Hay personas que ya no tienen ni tiempo de almorzar.  Siempre están actuando por lo que los demás les presionan hacer.  Como 20 minutos después, llamamos a la persona que quería hablar conmigo, y fijamos un cita, conforme al manejo de mi tiempo.  Nadie se murió y manejé mi tiempo, no los demás.

Tu eres el dueño de tu tiempo, lo puedes tratar como tiempo muerto, o como tiempo para generar.  Reuerda el consejo de la Biblia: “aaprovechando bien el tiempo”.